Abierta la gran subasta benéfica del XX aniversario del Mutua Madrid Open

Antonio Arenas Noticias Mutua

La gran subasta benéfica del XX aniversario del Mutua Madrid Open se ha abierto este viernes 1 de abril a las 0.00 horas, dando la posibilidad a todos los aficionados y coleccionistas de pujar por una gran colección de objetos que forman parte de la historia del tenis.

En estrecha colaboración con Durán Arte y Subastas, la subasta benéfica estará publicada online desde el 1 de abril y se celebrará el 20 del mismo mes con un evento presencial, que tendrá lugar en Durán Arte y Subastas (calle Goya, 19 -1º) donde estarán expuestos todos los lotes desde el 1 de abril.

Las zapatillas con las que Rafael Nadal jugó en el Abierto de Australia de este año, las raquetas de Roger Federer, Garbiñe Muguruza, Novak Djokovic o Maria Sharapova, la ropa de David Ferrer, el título de campeón de Andre Agassi del Mutua Madrid Open 2002, el cuadro del XX aniversario del torneo de Leonardo Rodríguez-Pastrana Caldarola o la posibilidad de jugar una hora con Feliciano López en el Estadio Manolo Santana de la Caja Mágica son solo algunas de las joyas de la gran subasta benéfica del XX aniversario.

De forma paralela, el Mutua Madrid Open y Durán Exquse han lanzado la pulsera XX aniversario, cuyos beneficios se sumarán a los de la subasta. La pulsera XX aniversario se puede adquirir en la joyería Durán de la calle Goya 19 de Madrid así como en su página web (www.duranexquse.com). También es posible comprarla a través de la tienda online del Mutua Madrid Open (www.mutuamadridopen.com) y en las 5 tiendas oficiales del Mutua Madrid Open de la Caja Mágica.

La recaudación de la subasta irá íntegramente al Programa DORoTEA de la Unidad de Terapias Funcionales del Hospital Infantil Universitario Niño Jesús.

El Programa DORoTEA afronta la detección y orientación para pacientes con TEA y dificultades en su alimentación, con el fin de mejorar la calidad de vida. Su objetivo es identificar los pacientes diagnosticados con TEA y discapacidad intelectual con trastornos de la alimentación y proporcionar a sus familias y cuidadores de referencia estrategias útiles para facilitar la introducción de alimentos sólidos a la dieta de personas con TEA, mejorando los hábitos alimenticios y su calidad de vida.