Halep buscará su tercera corona en Madrid

Antonio Arenas Noticias Mutua

Simona Halep disputará su cuarta final en el Mutua Madrid Open tras superar esta tarde a la suiza Belinda Bencic por 6-2, 6-7(2), 6-0 en una hora y cincuenta y siete minutos de juego. Halep alcanza de este modo la primera final de esta temporada y luchará por igualar los tres títulos en Madrid de la checha Petra Kvitova.

Empezó el encuentro Halep como lleva haciéndolo todo el torneo, muy metida desde el inicio. Cuando la jugadora suiza empezó a desplegar el tenis que le ha llevado a esta penúltima ronda, ya iba 2-0 abajo en el marcador. Ese tenis de Bencic, el que la ha llevado a ser la única jugadora capaz de derrotar en más de una ocasión a la número uno del mundo esta temporada, provocó la igualada en el marcador (2-2) con puntos espectaculares.

Pero la No.3 del mundo le cortó rápido las alas a Bencic en el momento que mejor estaba jugando la suiza. «Me dije a mí misma que tenía que empujarla hacia atrás para yo poder estar más cerca de la línea de saque, y  esto me ayudó muchísimo», confirmaba Halep, consciente del peligro de la helvética cuando golpea metida en la pista. Tal fue el nivel de juego de la jugadora rumana en el primer set que ya no permitió a la suiza sumar más juegos en esta primera manga (6-2).

Halep volvió a romper el servicio de Bencic al inicio del segundo parcial, sumando su quinto juego consecutivo, y todo parecía indicar que la cuarta final en Madrid para la jugadora rumana estaba más cerca. Pero al igual que en cuartos contra Osaka, Bencic sacó a relucir su mejor juego cuando peor lo estaba pasando. Con 4-5 en el marcador y 30-30, la suiza estampó su raqueta contra el suelo tras impactar su último golpe con la caña de su raqueta, consciente de que había estado a tan solo dos puntos de llevarse el set.

El público del Estadio Manolo Santana disfrutaba del espectáculo que estaban ofreciendo ambas jugadoras en esta primera semifinal con un tenis de gran nivel. Con 5-6 en el luminoso, Bencic se ganó su primera bola de set gracias a un golpe ganador que levantó a la afición de sus asientos. Pero Halep logró llegar con vida al tie break sacando a relucir golpes de auténtico lujo. «Empecé el tie break muy precipitada y, cuando quise darme cuenta, ya perdía 4-0. En ese momento perdí un poco la confianza». Así relataba Halep lo ocurrido en el juego definitivo en el que Bencic estuvo más acertada y consiguió cerrar esta segunda manga a su favor (7-6[2]).

«Tras el tie break empecé a repetirme que el partido empezaba ahora. Que solo tenía que concentrarme en este set y no pensar en lo que había pasado en el anterior» afirmaba Halep tras el partido. Y ese pensamiento lo plasmó en pista a la perfección. «Tenía que ser más agresiva y meterme más dentro de la pista», repetía la rumana.

Halep se convirtió en un vendaval que la suiza fue incapaz de contrarrestar. Bencic lo intentó todo desde el otro lado de la pista, pero Halep iba enfilada hacia su cuarta final en Madrid, en la que no solo puede igualar a Petra Kvitova con tres títulos, sino que de ganar se convertiría en la nueva número uno del mundo desbancando a Naomi Osaka. «Aun tengo que ganar un partido más para conseguirlo. No quiero pensar en ello. Pero para mí es más importante levantar el título aquí que ser No. 1», decía Halep al respecto.

«Para mí este torneo es muy especial, por eso prefiero el título en Madrid al número uno. Soy una jugadora que prefiere títulos a números y ranking. Pero, sea quien sea mi rival mañana, será una batalla muy dura», afirmaba la jugadora rumana sobre su posible contrincante de mañana.

Esa rival saldrá de la segunda semifinal que tendrá lugar esta noche a partir de las 20 horas también en el Estadio Manolo Santana. Lucharán por estar mañana en la última ronda junto a Halep la finalista de la pasada edición, la holandesa Kiki Bertens (No. 7) y la ganadora de un Abierto de Estados Unidos, la norteamericana Sloane Stephens (No. 8).