Nadal se exhibe para llegar a semifinales

Antonio Arenas Noticias Mutua

Puede que Rafa Nadal aterrizara en esta edición del Mutua Madrid Open sin el dominio de temporadas anteriores, pero la actuación del manacorense esta semana en la Caja Mágica invita a soñar con que su mejor versión está más cerca. Este viernes exhibió su mejor nivel en el Estadio Manolo Santana frente a Stan Wawrinka (6-1, 6-2) para poner rumbo a las semifinales del ATP Masters 1000 de Madrid en 65 minutos.

“La perfección no existe, pero ha sido de los mejores partidos en tiempo», señaló a los micrófonos de Televisión Española tras el encuentro. «Diría que sí ha sido el mejor partido sobre tierra de este año en un momento importante para mí”.

La primera media hora sirvió como carta de presentación de una recuperación anunciada en la arcilla madrileña en los últimos días. Nadal dio un recital desde todas las facetas del juego y con dos oportunidades de break aprovechadas (100%) y un 76% de puntos ganados con su saque resolvió el primer parcial de su lado con solvencia para enfocar el camino hacia su victoria 20 de este curso (20-4).

En el segundo parcial, el español no levantó el pie del acelerador, aunque encontró resistencia al otro lado de la red. En cinco ocasiones Wawrinka levantó una oportunidad de break del español, hasta que en el sexto juego cumplió su amenaza para escaparse en el marcador (4-2). Otro break más dictó la sentencia para poner rumbo a semifinales.

Por tercer torneo consecutivo (Montecarlo, Barcelona y Madrid), el No. 2 del mundo se presenta en esta ronda, aunque tanto en el primer ATP Masters 1000 de la temporada como en el Conde de Godó se quedó a las puertas de la final frente a Fabio Fognini y Dominic Thiem, respectivamente.

En 2019 el balear igualó el récord de 17 participaciones en la capital de España que ostentaba Feliciano López y que ahora comparte, además de con el toledano con Fernando Verdasco. Y por undécima vez Nadal ha alcanzado las semifinales, una ronda en la que presenta un récord de 8-2 en Madrid. Únicamente no llegó a la final en 2008 (p. con Simon) y 2016 (p. con Andy Murray).

Esta vez se encontrará Stefanos Tsitsipas, un rival al que se ha enfrentado en 3 ocasiones antes en Barcelona 2018, el ATP Masters 1000 de Canadá y en el Abierto de Australia. El español no ha cedido ni siquiera un juego, pero el griego llega con la confianza de haber derribado al vigente campeón del torneo Alexander Zverev.

Tsitsipas detiene al vigente campeón
Stefanos Tsitsipas sigue prolongando su buen año en tierra batida en el Mutua Madrid Open 2019. Su nueva víctima en el torneo (tras Adrian Mannarino y Fernando Verdasco) ha sido el vigente campeón, Alexander Zverev, al que ha derrotado en tres sets en el Estadio Arantxa Sánchez Vicario (7-5, 3-6, 6-2). El último enfrentamiento entre ambos, también en unos cuartos de final (aunque en ese caso en pista dura), terminó de la misma manera que el de este viernes: con triunfo para el griego, No. 9 del mundo, ante el alemán, No. 4 y que cayó en idéntica ronda hace unos días en Múnich.

El primer set ha sido el culmen de la igualdad que ha presidido todo el encuentro. Tsitsipas apuntó maneras para llevarse esa manga inicial desde el principio, con hasta tres oportunidades de break ya en el primer juego del partido. Tuvo que esperar hasta el 6-5 para consumar la rotura y, un juego después, el set. Eso sí, el segundo parcial tampoco estuvo exento de emoción. Es más: no hubo ni una sola ocasión de break hasta la que aprovechó Zverev para colocar el 5-3 en el marcador. Justo después, empató el duelo.

Al rato, el alemán llegó a tener la oportunidad de ver las semifinales un poco más cerca, con hasta tres bolas de break en el tercer juego del tercer set. De haber aprovechado alguna de ellas, se habría puesto 2-1 por delante. Sin embargo, no concretó ninguna. Y Tsitsipas no tardó en aprovecharse de la situación: rotura para ponerse 3-1 arriba, consolidación de ese break y una nueva actuación exitosa al resto para dar por finalizada la sesión.

Tras ganar en Estoril y Marsella, el heleno aún opta a ganar el que sería su tercer título del curso. Rafael Nadal o Stan Wawrinka se medirán al jugador más joven que queda en competición en la antesala de la gran final.