Badosa: «No puedo dejar de creer, voy a ir a por todas»

Antonio Arenas Noticias Mutua, Tenis, Tenis femenino

Llegó como invitada al Mutua Madrid Open y se ha convertido en la gran protagonista de la semana en la Caja Mágica. Todos los focos apuntan a una Paula Badosa que, pasada la emoción de la celebración del pase a semifinales del cuadro femenino, atendió a los medios de comunicación en la sala de prensa.

“Estoy muy contenta porque es algo que no me esperaba al principio de la semana pero estoy jugando a un buen nivel y superando la presión”, confesó esbozando una sonrisa la primera semifinalista española de la historia del WTA 1000 madrileño.

La No. 62 del mundo relató tras batir a Belinda Bencic, octava cabeza de serie, haber sentido “los nervios a flor de piel porque ya había jugado contra ella hace tres semanas pero lo he gestionado bastante y el público me está ayudando mucho”.

Sobre la anécdota de su festejo besando la tierra batida del Estadio Arantxa Sánchez tras el encuentro, una de las icónicas imágenes que ha dejado su triunfo, Badosa aclaró que fue fruto de “la emoción de jugar en casa, en Madrid y porque me encanta la pista como está” agregando que en ese instante “no tenía nada pensado pero a veces soy muy expreiva y espontánea”.

“La verdad es que estoy en el mejor momento de mi carrera”, señaló la gerundense repasando el periplo que pasó teniendo que guardar una dura cuarentena en Australia. “Si hace dos meses me dicen que haría unas semifinales y además aquí en Madrid quizás no me lo creo con todo lo que hemos pasado”, indicó.

Uno de los aspectos que Badosa apunta como clave en su buen estado de forma ha sido el cambio para trabajar con el ex tenista Javier Martí. “Él me dijo que no hay secretos, que trabajando duro, aceptarlo todo y la recompensa está saliendo esta semana en Madrid”.

Preguntada por si tiene fe en sus posibilidades de conquistar el #MMO, la tenista catalana no escondió encontrarse “en un punto en el que no puedo dejar de creer y voy a ir a por todas para dar lo máximo” además de reconocer que “cada vez que me preguntaban en qué torneo me gustaría sacar un buen resultado, siempre dije en Madrid y estoy muy feliz que esté sucediendo”.